• Team

El colapso de la moda rápida: Rana Plaza

El 24 de abril de 2013, los nueve pisos del edificio Savar conocido como Rana Plaza en Bangladesh, se derrumbaron. Murieron 1.130 personas y más de 2.500 resultaron heridas, la mayoría eran trabajadores de cinco fábricas textiles que operaban en el complejo y que tenían entre sus clientes a una treintena de marcas de ropa internacionales.

El derrumbe se produjo en apenas unos segundos, pero se tardó tres semanas en sacar todos los cuerpos de los escombros y limpiar los restos de la tragedia.

A Rana Plaza llegaban cada mañana a las ocho unas 4.600 personas para cortar piezas, empaquetar camisas, pedalear en una máquina de coser durante las siguientes 14 horas, o las que los plazos del pedido requirieran. En líneas de 50 maquinas, trabajaban soportando gritos de los capataces y hasta 30 grados de calor ya que no cuentan ni con ventiladores para calmar el 90% de humedad de la ciudad. Cobran una media de 5.000 tasa al mes (60 dólares). Es el peor sueldo del mundo y es precisamente eso lo que le puso en el mapa del textil.

Bangladesh es un paraíso para los empresarios de la moda low cost. Costes laborales a precio de ganga, factor clave para ofrecer precios imbatibles a una clientela ciega por consumir. 

La tragedia del edificio Rana Plaza no es la primera de ese tipo en el país, cuya industria textil es una de las más importantes del mundo. Confeccionar ropa a bajo costo nos está costando un alto precio humano.




0 vistas

Ayuda

Suscríbete y recibe nuestras promociones exclusivas, descuentos y mucho más.

Contáctanos

Monjitas 565, Santiago

hola@armarium.shop

Síguenos

  • Black Instagram Icon
  • Black Facebook Icon
  • Negro del icono de YouTube

© Armarium. Todos los derechos reservados.

0